Google v/s España

Columna Tecnológica por José Miguel Santibáñez

El próximo martes 16 de diciembre, Google News dejará de prestar servicios en España. La razón estriba en una polémica ley sobre derechos de autor, que esta vez considera el “derecho irrenunciable” de los editores de medios españoles, a cobrar un canon o tasa a los sitios que, de forma similar a Google News, muestran contenidos de noticias.

Según lo informado en el comunicado de Google, en 2001, uno de sus ingenieros observó, que luego del famoso atentado contra las torres gemelas, era muy difícil hacer una comparación de lo que decían las noticias (sobre todo actualizadas) en USA y el resto del mundo. Se dieron cuenta que los sitios web de los medios de comunicación, funcionaban de una manera diferente a los de las demás empresas y por lo tanto Google no sólo ajustó sus algoritmos de búsqueda para encontrar mejor la información publicada (la que cambia con mucha frecuencia) sino que además creó una interfaz especial que permite que los usuarios personalicemos los contenidos que deseamos encontrar en los medios. Con un poco de trabajo, se puede conseguir “casi” un medio personalizado que sólo informe si hay noticias de nuestro interés.

No es el único sitio que lo hace, meneame.net, digg.com e incluso el propio facebook, son sitios denominados “agregadores de contenidos” que permiten que los usuarios (a diferencia de google, donde es más automático) puedan publicitar las noticias de distintos medios. Y la gracia de los sitios como digg.com o menéame.net es que mientras más usuarios indican que es una noticia interesante, más rápido aparece en la lista (más arriba). Son sitios pensados en hacer que la lectura de medios, sea una experiencia social.

Por supuesto, ninguno de estos sitios les cobra a los medios por colocar sus enlaces (a diferencia de lo que ocurre con los banners). Son sitios de uso gratuito, que se financian con publicidad.

Pero en nuestro mundo hiperacelerado, parece que la gente ya no lee las noticias, les basta con los titulares. Así que muchos medios, han visto bajar la cantidad de visitas a sus propios contenidos. Y en varias partes, se ha asociado esa baja en las visitas a la existencia de estos agregadores de contenidos y que la gente lea sólo el titular (algo así, como quedarse con los titulares de la prensa al pasar frente a un kiosko de diarios). Y decidieron que si los sitios agregadores de contenidos “tenían la culpa”, entonces tenían que pagar por ello. Y así surgió la última modificación a la ley de propiedad intelectual de España: Si Ud. cita a un medio, tiene que hacer la referencia, pero si además le coloca un enlace, entonces tendrá que pagar…

Google, por supuesto, no quiere pagar por ello. Insisten en que sus servicios son gratuitos. Y por ello cierran esa interfaz. Se supone que el buscador de google aún encontrará los contenidos vía web tradicional. Igual, es una pérdida de acceso relevante a los medios y los usuarios españoles.

En Chile el servicio está disponible, y se encuentra en la dirección https://news.google.cl/ por si lo quiere probar.