De Filtraciones y memes…

Columna Tecnológica por José Miguel Santibáñez

Más de 100 actrices y cantantes hicieron noticia a principios de mes. La razón fue la publicación en algunos sitios (como el famoso 4chan, célebre por sus contenidos “NSFW” – sigla en inglés para “no los vean en el trabajo, los podrían echar de él”) de fotos y videos eróticos. La causa tiene una consideración especial, pues las fotos no fueron sacadas por paparazzis, sino por un hacker que habría vulnerado “la nube” (básicamente de Apple) y accedido a una serie de “selfies” o fotos tomadas en momentos íntimos por las parejas de las actrices y cantantes.

Una primera declaración necesaria, es que todos tienen derecho a su privacidad y decidir que fotos o videos se publican de sus personas. Más aún, se entiende que resulte molesto, algunos comentarios muy despectivos de los usuarios de esos sitios, que luego de mirar las fotos, reclaman por la figura, el peso o la piel de las celebridades.

Una segunda declaración necesaria, es que el hackeo de los sitios para acceder a esas fotos privadas, así como la distribución de las mismas, es considerado un delito en muchos países del mundo, incluyendo nuestro país.

Y por si no basta la actual legislación, las diputadas Molina y Nogueira han presentado un nuevo proyecto de ley para “proteger la honra de las personas”. En la explicación del proyecto, la diputada Nogueira hace referencia explícita a “fotografías e imágenes de carácter íntimo”, sin embargo no serían sólo esas imágenes. En teoría, cualquier imagen que, según el involucrado, afecte su honra, estaría bajo la misma situación (las penas propuestas llegan a prisión menor en grado medio y multas de hasta 1000 UTM). Lo cual hizo que muchos recordáramos el fallecido proyecto “anti-meme”.

Hace poco, la propia diputada Molina, estuvo en el centro de una polémica, dada una respuesta poco afortunada a un tweet sobre la muerte del conocido transexual “Hija de perra”. Por motivos que sólo la diputada conoce (aparentemente un tweet previo borrado por su autor) la habría insultado tanto, que creyó que el tweet sobre la muerte del transexual, era otro insulto a su persona. La situación generó una serie de tweets donde si había algo que podría ser considerado insulto, se agregaba “No es a Ud. diputada”. Y derivó en una serie de “memes”, con la foto de la diputada y donde se indicaba lo mismo. Y antes había hecho noticia en el cambio de mando, cuando habría conseguido mejores asientos al sacar un letrero de “asiento reservado” (de los hijos del expresidente Piñera) situación que generó otra cantidad de “memes”.

Oscar Wilde habría dicho que “es malo que hablen mal de ti, pero lo espantoso es que no hablen de ti”. Dalí habría retrucado diciendo: “lo importante es que hablen de ti, aunque sea bien”. La pregunta es si filtraciones y memes debieran estar bajo esa premisa o no.

Por las dudas, no tenga fotos de carácter íntimo en la red.