Un conflicto académico

Columna Tecnológica por José Miguel Santibáñez

Ya está terminando el primer semestre en muchas universidades, y otras se preparan para iniciar el siguiente. Es un momento para intentar reflexionar sobre lo que hacemos como profesores y formadores de las siguientes generaciones de -en mi caso- ingenieros informáticos.

Y este semestre que termina, ha vuelto a poner en evidencia un problema que ya ha planteado a otros profesores, sin que encontremos solución: la desaparición de los problemas sencillos.

Por supuesto, un alumno rara vez considera "sencillos" los problemas que debe resolver en controles, pruebas o tareas y trabajos semestrales. Se pretende evaluar la incorporación de "conductas y conocimientos necesarios para la correcta ejecución de actividades profesionales y que a su vez sirvan de instancias de aprendizaje, bajo la forma de una corrección que ayuda a aprende" (o algo así, según recuerdo, es el objetivo de las evaluaciones). E internalizar conocimientos y conductas, requiere esfuerzo (hace cosa de una semana, Villegas escribía en La Tercera recordando la importancia de la disciplina como conducta que se debiera aprender en los colegios).

Históricamente, una de las formas más eficientes para medir esos conocimientos y conductas, es solicitar el desarrollo de soluciones a problemas que, sin ser difíciles, permiten demostrar que el estudiante es capaz de resolverlos con las herramientas y la actitud adecuada.

Para graficar el problema, un hecho real: Tomando una prueba, de un ramo donde memorizar no sólo no es requisito, sino una complicación innecesaria, decidí ofrecer a mis alumnos la posibilidad de utilizar apuntes y computador, en la resolución de problemas (el uso del computador fue solicitado por ellos, ya que hay muchos apuntes que yo he subido en el sistema en línea que ofrece la universidad). Cumplido el tiempo considerado para la prueba, solicito su entrega y uno de los alumnos me reclama que el tiempo fue poco, que no fue suficiente para buscar en google la respuesta a uno de los problemas.

En general, siento que google y las redes sociales, son un aporte al proceso formativo. No creo que perder días enteros buscando información sea de utilidad para nadie. Pero hay un límite, y ese límite está causando conflictos.

Otro caso: cuando yo estudié informática, lo habitual para aprender los distintos lenguajes de programación, era implementar los algoritmos más conocidos: cálculo de dígito verificador, biorritmos, cálculos de áreas de figuras geométricas, etc. El objetivo era que el alumno no se complicara con el algoritmo (el qué hacer) sino con la implementación en determinado lenguaje (el cómo hacerlo).

Pero hoy en día, todos esos algoritmos están en Internet. Y los alumnos los encuentran, los descargan e imprimen... Ni siquiera hacen el esfuerzo de leerlos y/o revisarlos. Es más, lo hacen con desdén, molestos de tener que entregar "una lesera que no aporta nada". Y ya no hablo de algoritmos simples, sino de todo orden de dificultad, partiendo con "dígito verificador", pasando por "administradores de datos" y terminando con algoritmos de "redes neurales" o "realidad aumentada".

Por supuesto, existen quienes escapan a la norma. Son los "nerds", los "necios", los que en realidad aprenden. Y uno debe estar atento para reconocerlos. No se les puede premiar sólo por el esfuerzo, la evaluación debe ser en función de los resultados obtenidos (sino, sería un engaño, en la vida real, hasta a Bielsa le reclaman que no consiguió mucho más que Acosta); pero hay que tratar de identificarlos, alentarlos y apoyarlos. En ellos se deposita el futuro.

Esta vez, quiero abrir debate e invitarlos a comentar, desde sus propias perspectivas si existen algunas ideas que puedan ser de utilidad en este proceso. Sea a mi casilla o a la general del sitio: cartas@abe.cl. Entre las ideas que ya e recibido en conversaciones con otros profesores, una de las más radicales, fue la que tomó cierta universidad de cortar todo acceso a sistemas tipo "wikipedia". Claro que como demuestran mis alumnos, siempre hay opciones para "saltarse" los controles.